16.6.06

Toda la noche en la calle

¿Qué le voy a hacer, si mañana nadie sabe?
¿Qué le voy a hacer, si el futuro está en el aire?
Toda la noche en la calle
Toda la noche en la calle
Cuando llegue el nuevo día,
dormiremos a la orilla del mar...
Amaral
Aquí y ahora.
Instante. Momento. Minuto. Segundo.
Beberse la vida.
Beberse el tiempo.
Beber las noches hasta acostarse ebrios
de barras de bar
de músicas anónimas
de cuerpos que se anudan
de cuerpos que acarician
de cuerpos que respiran
Agotar el oxígeno
Reinventarlo
Saltar, correr, gritar
Avanzar hacia ningún lugar
Hacia cualquier lugar
Hacia todo lugar donde estar con
Donde ser con
para ser más
Y llenar el armario de excusas
que disfracen el ánimo
que nos desaten frívolos
que nos desnuden trémulos
si es su mano la que desabrocha los botones
la que calienta nuestra cama
o nuestro pecho
Saltar, correr, gritar
Y la calle que no se acaba
Y la noche que no se agota
Y la ciudad
-la que llevas en ti, la que tiene tu nombre-
que nunca duerme.
Por cierto, esta noche sí es viernes.
La ciudad -la que tú quieras inventar- está esperándonos.

6 comentarios:

inquilino dijo...

Y llenar el globo :-P

Ya me contarás si te gustaron los Keane. Mimitos

Cinephilus dijo...

Jaja. El globo, no sé; pero la copa, seguro ;-)
Los Keane tenían un sonido casi perfecto; estupenda la música y muy buena voz en directo. Había oído algún tema, pero anoche me gustaron mucho más de lo previsto... Fueron los mejores junto con Amaral, que también estuvieron espléndidos.
Muaks!!!!

*Lady Laura* dijo...

A mi esta tía no me gustaba nada pero tengo que reconocer que con su resurección me ha ganado del todo. Hoy es viernes? pues se de una que se queda en casa ciendo la tele. ohhhhhhhh.

Mart-ini dijo...

Necesito una juerga de esas...

Enis del mar dijo...

Me recuerda una peli antigua que se llamaba "Si hoy es martes, esto es Belgica" En tu caso... "Si hoy es viernes, esto es JUERGA"
Peazo, ciudad, por cierto.

vi230850 dijo...

La sorpresa, la magia, la ruptura con la parte que restringe... nuestras posibilidades

que nunca se vuelva rutina