15.9.06

Significado ocasional

Intuyes que vamos a encontrarnos. No me mandas un mensaje para corrobarlo, ni siquiera me dices Carlos, nos vemos allí. En realidad, tu intuición tampoco tiene mucho mérito y, en cierto modo, hasta responde a una base científica. A fin de cuentas, las noches son un buen laboratorio para según qué experimentos.

Cuentas con que coincidiremos donde siempre. El nuestro -en todo caso- es un siempre fluctuante, de fines de semana esporádicos, de madrugadas huidizas. No se repite con asiduidad, pero sí con cierta obcecación. Los intervalos hacen que el juego tenga más interés, que el ratón sea algo más felino y el gato, algo más apocado. Según el humor, invertimos los roles. O según el alcohol.

La ceremonia de seducción varía. Oscila. Incluso se mantiene idéntica a sí misma. Tampoco hay leyes para eso. En el fondo, el hallazgo es lo que cuenta. La casualidad. Y de la euforia que provoca el azar se deduce el resto de las hipótesis. Las hipótesis ocurren en tu cama, que es más amplia y más silenciosa, porque hacer el amor en mi bajo de Lavapiés, con las ventanas abiertas y la gente pasando, te parece algo incómodo. Me intimidan los ruidos, Carlos. Aunque esos ruidos, a veces, te despierten algo de curiosidad y hasta te guste sentirte mirado. El arrebato voyeurista (o exhibicionista) depende, también. Como todo en nuestra peculiar forma de entender el significado del adverbio siempre.

No sé por qué, pero hoy estoy de acuerdo contigo. Esta noche, la probabilidad del siempre juega a nuestro favor.

10 comentarios:

NaT dijo...

Y la probabilidad ha sido al 100%??

Besillos nocturnos y cinéfilos

J. H. dijo...

El 24 en Madrid!!

Cinephilus dijo...

Jajaja... Las probabilidades, Nat nunca son al 100%... o sí? ;-)

Qué bien, J.H.! Habrá que verse :-)

trementina dijo...

La noche ya pasó, o está pasando.
El adverbio "siempre" es díficil de mantener.
Buenas noches!!

Mart-ini dijo...

sublime... como siempre (como recordaba)

Un beso... ya estoy por aquí, así que tendrás que aguantarme...

Cinephilus dijo...

Qué alegría tenerte de nuevo por aquí, Mart-ini ;-) Un besazo, guapetón

Y tienes razón, Trementina, qué difícil es el adverbio siempre... Más besos

3'14 dijo...

Siempre que abro este blog para leer que hay de nuevo, me sorprendo de lo bien que escribe este hombre.
No obstante, no preguntaré como acaba esa historia, pues siempre se corre el riesgo de que la realidad sea diferente a cómo habíamos imaginado un final abierto...
siempre hay que dejar algo para la imaginación y a la vez en el baúl de los secretos ;)

Vargtimen dijo...

Voyeurismo, relaciones esporádicas, sexo en un bajo en Lavapies...veo que sigue en su línea, Cinephilus.

Nada, que me veo obligado a dejarle este link:

http://www.mivocacion.com/home.html?

Es una página para reclutar novicias entre mujeres de vida disoluta, pero vamos, supongo que también habrá una sección para hombres salidos y dados al vicio como usted.

De nada.

Cinephilus dijo...

No sabe usted, querido Vargtimen, cuánto le agradezco que me descubra nuevos caminos para mi salvación... De momento, creo que voy a seguir una temporada en el fango del pecado para que mi futura conversión sea de las que hacen época...

Vargtimen dijo...

Pecador