29.10.06

Halloween

Empecemos por una capitulación en toda regla: Reniego (desde hoy y para siempre) del Día de Todos los Santos. Y es que, tras una semana intentando explicar en qué consiste tal fecha a mis queridos alumnos, he decidido rendirme a la evidencia, norteamericanizarme y dejarme llevar por el maravilloso y alienante mundo del mainstream para rebautizarlo como Halloween, tal y como hace la televisión, el cine made in USA y las tiendas de todo a 1 euro, que son las grandes favorecidas por esta celebración tan absurda como casi todas las que nos ofrece el calendario.

Y para festejar mi nueva pérdida de principios (cada vez me quedan menos, lo confieso) desde aquí va mi pequeño homenaje a dos de los fantasmas y monstruos más terroríficos de la semana.

1. Fantasmas culturales
No, no nos referimos a Ramoncín, insigne lexicógrafo y pensador de asuntos varios (¿...?). Nos referimos a una imagen que a punto estuvo de provocarme un corte de digestión hace tan solo unos días.

Me encontraba haciendo una pausa entre dos episodios adrenalíticos de mi nueva adicción catódica (la innecesariamente alargada pero igualmente disfrutable Prison Break) cuando me topé en el clásico de la casquería de Tele5 con unas imágenes difíciles de digerir. Allí estaba su enclenque presentador (no puedo evitar verlo sin pensar en sus hábitos babosos en el Polana, meitendo mano a cuantos allí sufrimos la experiencia de compartir espacio y música con él) anunciando un vídeo en el que el protagonista no era -oh, sorpresa- ni Julián Muñoz, ni Mayte Zaldívar, ni Paquirrín, ni tan siquiera se trataba de la Pantoja. Qué va. Aquí hay tomate daba un giro de 360º (así conseguían quedarse donde siempre) para anunciar un reportaje sobre (tachán) Lorca.

Lo grave no era que entrevistasen a Ian Gibson (cuidado, Ian, tu ego te pierde...) como si se tratase de Fran Rivera, o que convirtiesen la biografía de Lorca en un folletín (algo de eso hubo, cómo no). En el fondo, al transgresor que siempre fue el poeta le habría divertido esa especie de barraca de feria y habría sabido liquidarla con humor y algún que otro verso envenenado, como los que dedicara a los amantes que lo merecían (y vistos desde lejos, todos los ex amantes siempre se merecen una buena colección de dardos). No, lo realmente monstruoso era la insistencia del programa en que, al fin, veríamos el rostro del verdugo de Lorca y la obcecación en afirmar que dos actrices españolas de éxito eran hijas suyas.

No sé qué hubiera pensado el propio Federico de semejante atrocidad. Quizá porque en sus denuncias -duras, sangrantes y llenas de verdad- nunca se dejó llevar por las miserias individuales y apostó por palabras mucho más amplias y cortantes, como las de su Poeta en Nueva York, su Romancero Gitano o, cómo no, su Público, el mayor vómito lírico e intelectual que ha dado el teatro en lengua castellana y que muy pocos han sabido estrenar con la dignidad que merece. Nunca necesitó del nombre propio, porque sabía que el terror tenía forma de masa y que respondía a colectivos y maquinarias donde poner apellidos resultaba casi siempre inútil. Claro que hay nombres insignes en el reino de la atrocidad, desde Pinochet hasta el mismísimo Bush, pero el resto de sus esbirros no son rostros identificables, sino siluetas y sombras chinescas que ejecutan con sus músculos de carne de cañón la muerte ajena.

Poner caras a los peones de la Historia, a las manos que aprietan los gatillos que dirigen otros es, sin duda, un ejercicio más de ese flash-back atroz en el que quieren convertir la actualidad. Una prueba de que necesitamos el odio y la bilis para sentirnos vivos y que, si esa bilis no tiene rostro, nosotros ya se lo pondremos. Un paso más allá en ese bucear en el pasado de, en el ayer de, en las otras vidas de quien sea. Da igual que la excusa sea una vedette, un triunfito o el mayor poeta español del siglo XX. Eso no importa. La mierda, si se escarba, sale de todas partes. Y de cualquier familia.

El reportaje, por lo demás, no podía ser más homófobo y reaccionario. El contenido demagógico y las palabras paternalistas sobre el pobrecito Lorca y su condición de pobrecito gay eran un auténtico fusilamiento en toda regla. Nada peor que la compasión de una realidad que no la merece. Una realidad que Lorca exhibía con orgullo y que ese reportaje, en su rancia hipocresía, intentaba de nuevo sepultar.

2. Fantasmas en red
O cómo seguir caminando por la cuerda floja del descrédito y del rastreo. Y es que, según las últimas tendencias virtuales, ya no basta con el despecho y/o cabreo convencional. Con eso de romper las fotos, o de devolver los regalos, o de poner a parir al ex ante amistades en sanos ejercicios de desahogo. Ahora, lo realmente in, consiste en abrir un perfil del ex en cuestión en internet (si se añade foto, mucho mejor) para dejar claro que es un cabrón, que nos ha hecho mucho dañito y que lo mejor es que nadie quede con él nunca más.

La web que ofrece tan interesante información recibe el nombre de dontdatehimgirl.com (en traducción libre, ni se te ocurra quedar con él, tía.com) que, como su nombre indica, es todo un ejemplo de progresismo e igualdad. Personalmente, confieso que me enferman los intentos feministas desde el victimismo, y esta página me parece un acto sexista, infantil y absolutamente lamentable. Un corrillo de peluquería convertido en web que, indudablemente, los gays copiaremos enseguida para no ser menos y continuar con la cadena de victimismos varios, que tanto gustan al ser humano y, cómo no, a sus minorías.

Supongo que confío en la madurez emocional de los demás y creo que no es preciso desacreditar a nadie para expresar dolor, rabia, despecho, tristeza o incluso ira. Supongo que creo que todos tenemos derecho a hacer caminos que, seguramente, no siempre sean rectos, porque de algún modo hay que aprenderse el rollo este de estar vivo y eso supone meter mucho la pata. Supongo que creo que tengo derecho a mi pasado, a haber hecho daño y a que me lo hayan hecho (porque la cama tiene muelles que funcionan mejor que otros, queramos o no). E incluso supongo que tengo derecho a mi presente y a mi futuro, con todo lo que pueda dar y todo lo que pueda quitar, consciente o inconscientemente. Cuando me apetezca ser un ángel y morirme del aburrimiento que debe provocar tanta bondad, hablaré con Pitita Ridruejo para que me ponga en contacto con la Virgen.

Entretanto, y como soy humano, espero que todas estas webs de niños y niñas malcriadas se colapsen y se pudran para que los demás podamos seguir deseando, amando, follando, olvidando, sudando y esperando sin que nadie nos convierta en verdugos por el mero placer de sentirse víctimas. En el amor y en el sexo no somos mas que eso. Un mar de jodidas, estúpidas y reincidentes víctimas. Y si eso no pueden aceptarlo, mejor que cambien el nombre de su web y la titulen date_nobody.com. Así se ahorran los perfiles, las fotos y el sufrimiento. Se aburrirán casi tanto como los ángeles y las vírgenes de Pitita, pero ya no sentirán ningún dolor.

Con eventos así, ¿quién necesita calabazas? Feliz Halloween.

22 comentarios:

Anónimo dijo...

Buf, acababa de escribir un comment incendiario y lleno de bilis a propósito de la web de marras, pero mejor lo borro, que luego me llaman misógina. Desde luego, no me llega en el mejor momento este tema. En fin...

Anónimo dijo...

Algun día,me gustaría tener conocimientos informáticos suficientes para crear una web...

En ella,pondría todo lo que aquellas personas,anónimas o conocidas,que pasan por la vida de una dejando huella,y luego por diversas circustancias,acaban recorriendo un camino distinto al tuyo.

Una vez,que superas el dolor que te supone aceptar ese hecho y cierras la herida,me gustaría dejar plasmado,si fuera posible con mis torpes palabras,el como las noches de pasión y lujurias vividas,el calor de una mano,los orgasmos compartidos,el tacto de una piel(en especial la de la cara interna de sus muslos y la de su pecho),el estremecimiento que provoca una mirada...forman parte del sentimiento y el deseo,que hoy anidan en mi.

Como,si es que hoy sigo caminando,es hacia el horizonte que los versos de Lorca o Cernuda te ayudan a descubrir,las muchas canciones que te acompañan en tardes lluviosas y frias,o las fuerzas que te proporcionan películas y obras de teatro dificiles de olvidar...voces que otras gentes intentan acallar,con la censura en sus más diversas variantes.

Podrán haber muchas calabazas ahí fuera,pero también exiten refugios como tu blog,donde uno se siente como en casa,porque puede compartir aquellas experiencias vividas e imaginadas,que le hacen ser,con sus erroes y aciertos,la persona que es hoy.

Gracias por dejarnos compartirlo,y que podamos tomarnos un café con huesos de santo o unas gachas,mientras recordamos las viejas leyendas celtas,que otros pretenden que olvidemos.

UNA FORTA ABRAÇADA!

coxis dijo...

Cuando vi a Ian Gibson en aquí hay tomate me quedé para carta de ajuste, pensé "estarán intentando hacer un lavado de imagen" pero qué coño, son tan petardos como siempre, con esas voces en off que recitan textos que hacen sonrojar (si hablan de la Zaldívar pues vale... pero Lorca...)

lo de esa web que mencionas es símplemente un patio de vecinas malcriadas, esa charla típica, como tú mencionabas, que hacemos para desahogarnos con los amigos cuando nos parten el coraçao...

Inciso: Mañana tengo que hablar yo de las dichosas Jack O'Lanterns a mis alumnos...

Queer Enquirer dijo...

Pero hombre de dios, que esa web no ha inventado nada. ¿Quién no ha abierto un perfil de su ex en bakala y le ha puesto extraños gustos sexuales? :D

W. dijo...

El mundo está lleno de mediocridad. La mediocridad es algo humano, que nos salpica a todos, supongo, de alguna forma ...pero aquí es más bien de mezquindad de lo que hablamos. Esa creo que es dominio de menos (afortunadamente). Entre ellos de esos que en la vida les sobra tanto tiempo inútil como para ponerse a crear una página así. Porque parten de una (auto)limitaciòn importante de la libertad propia y de una visión cargada de prejuicio sobre los demás. El despecho tiene vías mucho más sanas de expulsarse, más libres, más positivas. Al final como tantas otras cosas, un nuevo signo de cutrez existencial: Ese supuesto poder, que castra la libertad del otro, que castigar por el comportamiento queno tolera, y que se situa por encima del bien y del mal, pero determinando bien siempre quién hace bien y quien mal... En fin, un vicio como otro, pero que es triste y dañino, yq ue me produce pena por el que se engancha a él.
Yo voto también por encajar el fracaso, la equivocación, la propia mediocridad, la incomprensión, la rabia, la tristeza, la ansiedad, la frustración... porque con ella nace el deseo y la felicidad, la pasión y la vida, la necesidad y la identidad. Estar vivo es vivr, amar, herir y herirse, llorar y reír, reconocerse y reconocer al otro, en su grandeza y en su pequeñez, igual de imperfecta que la nuestra... eso es ser humanos. No somos superhombres, aunque a veces lo parezcamos, somos sólo pobres humanos, pero a veces somos tan bellos...
Y ellos que sigan, que sigan. Como decía Rosalía (algo así, no lo recuerdo exactamente) Cando veñen as correntes apestadas, mellor entrerrar ós mortos, baixala frente y esperar... que pases as correntes apestadas, que pasen, que outras virán . Pues eso!

3'14 dijo...

Pero cuanta pérfida anda suelta!!! queer, no va por ti ;)

La verdad es que, la primera parte... Lorca en el tomate, me ha dejado catatónica. Hasta tal punto que no he acabado de digerir el post. Ni comprender todavía las oscuras intenciones de ese programa. Pero seguiré sin conocer la "verdad" pues francamente, no creo que necesite saber los propósitos de ese y otro tipo de programas para poder seguir sobreviviendo. Seguramente con mi decisión me pierdo grandes temas de interés, como la continuación del culebrón: Muñoz- Pantoja u otras perlitas de gran incidencia en la sociedad actual... Creo que con los años, me alejo cada vez más de la realidad del mundo, pero como diría Nacho Vegas en una de sus canciones:
Y vivo así en mi palacio de papel.
Se está bien aquí, se está bien.


En cuanto a la segunda parte, sólo quiero decir una cosa:
Me asquea la gente que mal habla públicamente de sus ex. Básicamente porque con ello, a quien desacreditan no es a otros que a ell@s mism@s. Si alguna vez amé a alguien y, por las razones que fueran, colaboró en esta lenta muerte que llamamos vida, mala suerte, si terminó mal o peor. Salvar los buenos recuerdos facilitan una tumba más cómoda.
(quizás me he excedido un tanto en el uso de un lenguaje necrológico pero el título del post bien lo merecía) ;)

Si ya las tradiciones conservadoras de la propia cultura me aborrecen, la asimilación de otras me parece uno de los actos más estúpidos de toda sociedad. Quizás, en el fondo lo que aborrezca sea, en definitiva, cualquier sociedad. Pensaré sobre ello los 10 minutos que, como Anita O., dedico a mí misma. :))

SisterBoy dijo...

Me pregunto como funcionaran estas cosas, quiero decir ¿en qué momento de las reuniones previas a la emisión de estos programas se decide de repente que se va a tratar sobre Lorca? ¿cómo surge la idea?.

Respecto a lo otro, la verdad me considero afortunado, nunca he tenido motivos para hablar mal de mis ex-prioridades, ni creo haber dado motivos para que ellas hablen mal de mi, aunque sinceramete tampoco me importaria si lo hicieran en público o en privado.

Me gusta Halloween y no soy de los que se quejan porque es una fiesta importada que está pervirtiendo nuestras costumbres y bla bla bla, al fin y al cabo ¿de que manera lo celebrabamos aqui? la único bueno que tenia esta fiesta en España era la costumbre de poner por la tele una representación de "Don Juan Tenorio" de Zorrilla, eso sí que se ha perdido

Cinephilus dijo...

Lo del perfil en bakala, querido Queer, prometo que no lo había probado. Y mira que yo en plan diva despechada soy de lo más terrible, jeje ;-)

Inquilino, no te sulfures :-) Sabía que estaríamos de acuerdo. No sé por qué, pero me lo temía...

W., totalmente de acuerdo contigo en cuanto dices. Lástima que no sea tan sencillo entender eso... Me (¿te?) consta.

3'14, Coxis y Sisterboy, yo tampoco doy crédito... Menos mal que cuento con vuestro sentido del humor para digerir la actualidad.

Besos para todos

Vulcano Lover dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
W. dijo...

Sí, me consta, claro, cómo no me va a constar. Eso de ahí no es más que una declaración de intenciones. Luego, uno es imperfecto, humanamente imperfecto, afortunadamente (afortunadamente?)
bss
(qué despiste tengo hoy, mon dieu!)

Vargtimen dijo...

Cinephilus, estarás contento con el resultado de OT. Ahí sigue tu churrero desafinando contra viento y marea una semana más.

Claro, el tío es muy listo. Antes de la gala apuestan a que el vencedor se depilará el pecho. ¿Y quien prefiere el público ver depilándose? ¿un tipo guapo y cachas o un ser andrógino y empachoso de extraño parecido con C.C.Catch?

Respecto a tus temas de hoy:

1) Me gusta la celebración de Halloween. La encuentro divertida, estúpida pero divertida. Una buena excusa para montarse una fiesta el próximo martes.

2) ¿Lorca en el Tomate? Juas! ¿No pega, no? Y mira que aprecio ese programa por tratar en clave de humor los temas del corazón, en vez de darle ese tinte meloso, solemne y respetuoso de programas como el de la Igartiburu o "Salsa Rosa".

3) A ver, lo de la página esa que dices es bastante chorra. Pero no sé, tiene su gracia. A mí me divertiría leer lo que tienen que decir de mí mis ex...¿Capullo se escribe con 'elle', no?

Reality Bit dijo...

Da gusto empezar el lunes leyendo elucubraciones (que no lubricaciones) como éstas. Oye, yo también vi al monstruo de la laguna negra en el Polana, hace tiempo, y a Octavio Aceves A VECES también lo vi. Qué chiste más malo, pero hijo, hoy lunes, qué quieres... Me ha encantado el post, muy divertido. Saluditos

J. H. dijo...

Siempre me ha gustado Halloween, pero siempre me toca trabajar esa noche, así que de celebrarlo nada.

MM dijo...

Debe de sentar megabien poner cuatro burradas de tu ex y kedarse agusto. A eso se le llama función social ; anda ke no me hubiese gustao leer algo sobre algunos de los elementos con los ke me he líao y ke parecía corderos cuando eran grandes lobos.

3'14 dijo...

Pues yo, de los malos comentarios de un/a ex sobre alguien que me gustase me fiaría menos que de la funcionalidad de un peine sin puas. Tampoco hay que dejarse influenciar por los consejos sobre alguien y como es con sus relaciones... entre otras cosas, porque una relación es cosa de dos, y dada la cantidad de gente que hay en el mundo las combinaciones son múltiples y cada una de ellas, ahí viene lo más interesante, distintas ;)

Gunillo dijo...

El JorgeJavier cabezón Vazquez me produce muy mal rollo el tío... tiene una malababa que echa p´atrás.
Me llama mucho la atención ese programa, no sé cómo se las apaña para sacar mierda de todas las décadas habidas a lo largo del s. XX. Hasta la postguerra, mon dieu!No se dejan nada en el tintero...!
...

Halloween?
Yo, como buen anglófobo, excuso de darte mi opinión acerca de esa fiesta calabacil y hueca, como la mayor parte de las cosas que de allí vienen (y que encima adoptamos).

Es un alivio saber que España es el país europeo menos intoxicado por la cultura anglosajona. Tenías que ver cómo están los italianos, por ejemplo...

SisterBoy dijo...

Esta mañana he celebrado la festividad de los difuntos a la española, o sea marchando al cementerio, comprando flores a precio de opio y encaramarme tres pisos de nichos agarrado a escalera temblorosa para poner las jodidas flores apartando en el camino una multitud de esos extraños insectos que sólo se ven en sitios como ese.

Pues chico, prefiero la tradición anglosajona

Cinephilus dijo...

Uf... yo no sé cuál de las dos me pone peor cuerpo...
A mí, de un tiempo a esta parte, las únicas fiestas que me gustan son las orgías.
El resto, ni fu ni fa.

3'14 dijo...

Lo mejor (y eso que ya comenté que yo las tradiciones... como que uhm.. ehem... este...)de Todos los santos, como en la mayoría de festividades, son, los manjares tradicionales que las acompañan... jejejejejejeje... uhm.... ya me estoy relamiendo!!!
Conoceis lo que son los panallets? Son unos dulces típicos catalanes, hechos a base de almendra, agua y azúcar (tipo mazapán.. pero menos denso...) se les da forma redondeada, o alargada, pequeños, eso sí, y cubiertos de piñones luego se acaban de hornear... luego hay de otros gustos, se pueden hacer de zanahoria, coco, cereza... uhm... Y las castañas??? ¿que me decis como con su llegada nos marcan el cambio al frío? Que vale, es al revés.. pero yo lo vivo así, aunque este año a quien le apetecen unas castañitas con este calor!!! Castañas, panallets y un buen trago de moscatel! Luego con todo eso, resulta menos desagradable la visita a los difuntos, parte de la tradición que yo me salto y, en tiempos pasados prefería reunirme con los zombies nocturnos, que cualquier pretexto es bien acogido si se trata de salir y bebeeer

Cinephilus dijo...

Ays, 3'14, mencionas uno de mis (todos) pecados capitales... La gula y, hmmmm, los dulces.
Con lo dulcecito y tierno que c'est moi...

NaT dijo...

A mi me encantan los cementerios, pasear, mirar, sentir, oir, fotografiar... pero mejor ir cuando no sea el día de difuntos que se llenan de gente, que van a qué, si no han ido en todo el año... El mundo está lleno de hipocresía, que se le va a hacer.

Tierno y dulce??? tú??
JAJAJAJAJA
si eres un bicho!!!!!!

Mart-ini dijo...

Pues nada... me quedo con mis torrijas leyendo "blogs", que visto lo visto, es más sano...

Un abrazo, con tu permiso.