6.8.09

Hasta el infinito... y más allá

Se ha escrito mucho sobre Up, así que este post será más bien breve. Tan solo una nota a pie de página para confirmar que es cierto todo cuanto se dice de ella. Que sí, que es un nuevo hallazgo, que Pixar ha vuelto a superarse, que sus primeros quince minutos son, posiblemente, los mejores quince minutos del cine de animación desde los noventa, que es profundamente adulta y, a la vez, rabiosamente divertida para el público infantil, que sus personajes están llenos de carisma, que su primera mitad es soberbia y su segunda parte, aunque más tópica y menos arriesgada es igualmente entretenida y colorista, que el diseño de personajes y escenarios es fabuloso, que el humor es agudo, sencillo y muy eficaz -¡qué gran idea el traductor de perros!- y que, en definitiva, es una muestra del mejor cine, lleno de referencias, desde el carisma de Spencer Tracy -resucitado por arte de píxel en el rostro del protagonista- hasta los globos que tanto recuerdan a las fantasías aéreas y ambulantes de Miyakazi.

Pero cualquier valoración crítica resulta tibia, desangelada, insuficiente, porque Up es, ante todo, una película emocionante, tierna, llena de sentimientos y traspasada por un amor que vertebra su argumento y su relación con el espectador, de la edad que sea. La relación del protagonista con su amada, Ellie, más allá de todo tiempo y de todo espacio, sus sueños, sus frustraciones (qué delicadeza al contar ese trauma del pasado, qué maravillosos planos casi johnfordianos...), sus vacíos, sus alegrías... todo lo que alberga ese álbum que se abre en una de las escenas más diminutas y hermosas del filme.

Una película recomendable y, en estos tiempos, incluso imprescindible. Gracias por salvarme de la decepción post Wall-e, Pixar. Esta vez vuelvo a quitarme el sombrero ante vuestra forma de contar historias. Y de hacernos vibrar -y hasta llorar- con ellas.

4 comentarios:

Arual dijo...

Esta me la apunto para compartir dentro de un tiempo con Alex!

Peter P. dijo...

Realmente es excepcional, emocionante, emotiva y adorable. Después de la maravillosa Ratatouille, Pixar vuelve a deslumbrarnos.

Ya te confirmaré si es la película del verano o no después de ver G.I.JOE que, evidentemente, tendrá un guión de alta complejidad y seguramente necesite de varios visionados de la susodicha para poder entender. Una vez la comprenda del todo te digo si supera a Up... me da que Up ganará jejeje.

Besotes
P.Parker

Cinephilus dijo...

Jajaja, Peter, seguro que GI JOE es un peliculón. Ten cuidado no vayas a perderte en su complejísimo argumento ;-P

A Alex le encantará ver Up cuando sea un poquito mayor, Arual. Seguro ;-)

Jas dijo...

Me lloré toda la peli. Tenia que secarme disimuladamente las lágrimas para que no me viera mi hermanita de 8 años. Tengo 21